Deprecated: Function create_function() is deprecated in /customers/9/2/a/goldeplata.com/httpd.www/wp-content/plugins/revslider/inc_php/framework/functions_wordpress.class.php on line 240 Warning: ksort() expects parameter 1 to be array, object given in /customers/9/2/a/goldeplata.com/httpd.www/wp-content/plugins/bbpress/includes/core/template-functions.php on line 316 Notice: Undefined index: function in /customers/9/2/a/goldeplata.com/httpd.www/wp-content/plugins/bbpress/includes/core/template-functions.php on line 326 Notice: Undefined index: function in /customers/9/2/a/goldeplata.com/httpd.www/wp-content/plugins/bbpress/includes/core/template-functions.php on line 326 Notice: Undefined index: function in /customers/9/2/a/goldeplata.com/httpd.www/wp-content/plugins/bbpress/includes/core/template-functions.php on line 326 Deprecated: The each() function is deprecated. This message will be suppressed on further calls in /customers/9/2/a/goldeplata.com/httpd.www/wp-content/plugins/js_composer/include/classes/core/class-vc-mapper.php on line 72 OPINIÓN desde Gijón | ¡Fuera fascistas de El Molinón! - Gol de Plata Deprecated: Function create_function() is deprecated in /customers/9/2/a/goldeplata.com/httpd.www/wp-content/plugins/wp-spamshield/wp-spamshield.php on line 1450 Deprecated: Function create_function() is deprecated in /customers/9/2/a/goldeplata.com/httpd.www/wp-content/plugins/wp-spamshield/wp-spamshield.php on line 1450

OPINIÓN desde Gijón | ¡Fuera fascistas de El Molinón!

Deprecated: Function create_function() is deprecated in /customers/9/2/a/goldeplata.com/httpd.www/wp-content/plugins/wp-spamshield/wp-spamshield.php on line 1450

El episodio vivido ayer 28 de Enero en el estadio gijonés, se suma a una amplia lista. La dirección del club no hace absolutamente nada para luchar contra el grupo ultra.

Este es un artículo de opinión del redactor que lo ha firmado

Eran las 17:15 de la tarde de un domingo soleado en Gijón, el Sporting ganaba por un gol a cero al Nàstic. En este momento iba a ocurrir algo que en las horas siguientes dejaría a un lado el fútbol, varios integrantes en la grada de animación del Real Sporting de Gijón entonarían un cantico habitual en el feudo gijonés, pero cambiando una palabra. El clásico “no queremos jugadores, jugadores del montón”, fue sustituido por un mensaje xenófobo, “no queremos jugadores, jugadores de color, los queremos de Mareo y orgullosos de Gijón”.

El vídeo se hizo viral en las redes sociales y Ultraboys salió rápidamente al paso emitiendo un comunicado donde afirman que “fue un grupo aislado que nada tenía que ver con ellos, y que actuaban en nombre propio y no del grupo” . La verdad, es que apenas serian unas 20  personas, incluso podríamos pensar que es simplemente un caso aislado. Pero nada más lejos de la realidad.

Así que antes de opinar pongámonos en antecedentes, esto ha ocurrido en el último año y medio:

21 de agosto de 2016: Primera jornada de liga, choque entre el Sporting y el Athletic. Iñaki Williams dispara a portería, Cuéllar rechaza el balón, el futbolista vasco lucha por el rechace y comete una falta. En ese momento, proveniente del fondo sur de el Molinón se escuchan gritos imitando el sonido de un mono. El árbitro, Clos Gómez, tuvo que detener el encuentro.

9 de septiembre de 2017: 15 años después volvía el derbi al Molinón. La afición rojiblanca encabezada por el grupo ultra, organiza un recibimiento al bus del equipo. Varios miembros de Ultraboys se colocan delante del bus del Sporting con bengalas, la policía intenta abrir paso al bus y comienza una batalla campal, entre ultras y policía, que acaba con lanzamientos de vallas de seguridad contra los antidisturbios.

5 de noviembre de 2017: El filial rojiblanco se alza con la victoria en el campo del Lealtad de Villaviciosa, ubicado a escasos 30 kilómetros de Gijón. Numerosos aficionados gijoneses se habían desplazado para animar a los de Mareo, entre ellos como no, Ultraboys. Al final del partido los jugadores se fotografían con ellos, en la imagen varios integrantes del grupo ultra aparecen realizando el saludo fascista.

11 de noviembre de 2017: Ni una semana había pasado tras lo ocurrido en Villaviciosa cuando la peña Salvajes Langreo, una de las facciones más violentas de Ultraboys, compartía una imagen de una pegatina ubicada en la grada de “El Molinón” y con la proclama “Josue Libertad”. Pidiendo la libertad del neonazi condenado por el asesinato de Carlos Palomino en el año 2007.

13 de enero de 2018: El club de balonmano femenino gijonés Mavi, del barrio de la calzada, se enfrenta contra el Zuazo vasco. Varios integrantes del grupo ultra acuden al encuentro y profieren graves insultos hacía las jugadoras del equipo rival. Además de cantar el cara al sol durante el partido.

28 de enero de 2018: 15 días después, parte del grupo vuelve a liarla, en el incidente ya comentado.

Además a todos estos incidentes, hay que añadirles varias peleas con ultras rivales, agresiones a miembros de seguridad del club, varios enfrentamientos contra la policía, cánticos irrespetuosos e incluso la presunta participación de miembros del grupo en la pelea entre Frente Atlético y Riazor Blues que acabo con el fallecimiento de un ultra del conjunto coruñés.

Más que sabida es la orientación política del grupo. La cual provoca momentos de tensión con aficionados de equipos catalanes y vascos. En estos partidos, en ocasiones parece que es más importante entonar el “que viva España”, que animar al propio equipo. Frecuentes son también los cánticos contra el Real Oviedo con el “volveréis pero a tercera”, rozando en ocasiones el ridículo, como en las ultimas jornadas cuando el equipo de la capital va por encima en la tabla.

La polémica con los ultras siempre ha estado ahí, pero en el ultimo año en Gijón no hace más que llover sobre mojado. Los incidentes son constantes. La imagen de un equipo y una afición histórica cada vez va a peor, y nadie parece hacer nada para evitarlo. Pero, ¿Por qué nadie toma cartas en el asunto?

La respuesta es sencilla. Echar a los ultras no es fácil. El club no quiere iniciar una guerra que sabe que va a perder. Ultraboys y la directiva del Real Sporting se necesitan mutuamente. Ellos son el cien por cien de la animación del equipo en el Molinón. Esto provoca que el grupo ultra tenga capacidad para manejar al resto del estadio, lo que permite silenciar a otros aficionados, como a los que casualmente van en contra de la directiva. La ecuación es sencilla, si Ultraboys ayuda a la directiva, estos algo les dan a cambio. Y ese algo es la inmunidad total en estos incidentes, condiciones favorables al abonarse, o facilidad para conseguir entradas. Como las 200 que según medios locales, el Sporting reservó para ellos de cara al derbi de la semana que viene.

En conclusión, expulsar a los ultras es complicado, pero más si en vez de tus enemigos, son tus amigos. Evidentemente, no toda la grada de animación ni todos los integrantes de Ultraboys son así, aunque sí una gran parte. Así que el club deberá tomar una decisión rápido, acabar con la parte de Ultraboys que solo da problemas, o dejar que esta siga pisoteando el escudo y manchando el nombre de una afición histórica.

Por Javi Miguelez.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies